Cómo arrancar Windows 10 desde una unidad USB

Puede arrancar Windows 10 desde una unidad USB, en caso de que su equipo tenga problemas e impida el acceso a sus archivos y datos.

Arrancar Windows 10 desde una unidad USB

Para arrancar Windows 10 desde una unidad USB, tendrá que conseguir una unidad USB de arranque de Windows 10 que ya debe tener preparada para hacer frente a este tipo de situaciones.

En caso de que no tenga una unidad USB de inicio, puede crear una ahora mismo yendo a otro equipo que ejecute el sistema operativo Windows 10.

El proceso para crear una unidad de recuperación de Windows 10 es realmente fácil, sólo tiene que seguir los pasos descritos en: Cómo crear una unidad USB de Windows 10 de arranque.

Pasos para arrancar Windows 10 desde una unidad USB

Apague el equipo (si está encendido) y siga los pasos que se indican a continuación para iniciar el equipo con Windows 10 desde una unidad USB.

1. Inserte la unidad USB de inicio Windows 10 en el puerto USB de su ordenador.

2. Pulse el botón de encendido para iniciar el equipo.

Nota: Puede que tenga que habilitar el arranque USB en la BIOS, si su ordenador no está arrancando desde una unidad USB.

3. Una vez que el equipo se inicie, haga clic en la opción Reparar este equipo en la pantalla Configuración de Windows que aparece.

4. A continuación, haga clic en Solución de problemas> Opciones avanzadas.

5. En la siguiente pantalla, haga clic en Configuración de inicio.

6. En la pantalla de configuración de inicio, haga clic en el botón Reiniciar situado en la esquina inferior derecha de la pantalla.

7. En la pantalla de configuración de inicio, verá Múltiples opciones de inicio entre las que puede elegir para solucionar problemas del equipo.

La opción más utilizada para solucionar problemas en un ordenador es el Modo a prueba de fallos, al que se accede pulsando la tecla F4 del teclado de su ordenador.

Después de esto, podrá identificar y solucionar los problemas de su ordenador.